Tipos de desarrollo embrionario viviparos

reptiles

El objetivo principal de esta investigación es la descripción de las etapas de desarrollo embrionario de Gambusia puncticulata. También proporciona un análisis del estado de desarrollo medio embrionario, y del peso medio en relación con el peso de la canal de la madre. Los peces fueron capturados mensualmente desde julio de 2006 hasta junio de 2007 en el río Almendares, al norte de La Habana, Cuba. Los valores del estadio embrionario medio (F4,600 = 14,79, P < 0,001), y del peso medio (F4,395 = 7,09, P < 0,001), aumentaron con el incremento de la talla de la madre. Esta investigación describe, por primera vez, siete etapas de desarrollo embrionario en G. puncticulata. La clasificación macroscópica aplicada a los embriones mostró una gran consistencia, debido al gran número de ejemplares examinados. Los criterios utilizados para definir los estadios son precisos y permiten distinguir los estadios de forma fácil, rápida y con gran fiabilidad. Estos criterios podrían aplicarse a otras especies del género Gambusia.

Las especies del género Gambusia (Familia: Poeciliidae), se han utilizado como modelo para estudiar el proceso básico, de crecimiento y reclutamiento) en los ríos (Downhower et al., 2000; Baber & Babbit, 2004; Dadda et al., 2005). La viviparidad es la estrategia reproductiva de estos peces (Koya et al., 2000). Varios autores propusieron que el éxito reproductivo de este grupo se debe a las ventajas que ofrece la viviparidad a estas especies, como: la protección de los embriones en desarrollo (Thibault & Schultz, 1978), la selección de mejores hábitats para tener a sus crías (Constantz, 1989), y la transferencia de nutrientes e inmunidad de la madre al embrión en desarrollo (Lombardi, 1996).

ornitorrinco

Las especies metrófagas proporcionan nutrientes sustanciales a sus embriones en desarrollo a través de la esofagia y la adelfagia, y de análogos placentarios (Wourms, 1981; Blackburn y Vitt, 1992). Los vertebrados vivíparos han desarrollado estructuras de transferencia de nutrientes entre la madre y el feto. Aunque son sencillas en comparación con las de los mamíferos, en los peces vivíparos (en los que los huevos fecundados se desarrollan y eclosionan dentro del ovario de la hembra, lo que se denomina gestación intraovárica), estas estructuras desempeñan un papel importante en el estudio de los sistemas nutricionales. En los teleósteos, el tejido ovárico tiene tres modos efectivos de suministro de nutrientes, la tendencia de frecuencia en cada modo se encuentra de la siguiente manera: absorción de los histotrofos ováricos a través de (1) los epitelios superficiales y un intestino hipertrofiado > (2) las trofotemias > (3) la pseudoplacenta folicular (Wourms, 1981).

->  Nombres en latin para hombres

Para conocer el suministro de nutrientes de Sebastes schlegelii en las diferentes etapas del desarrollo embrionario, seleccionamos a los peces durante el periodo de gestación como principal sujeto experimental y realizamos investigaciones con métodos morfológicos, anatómicos e histológicos. Se observó y describió la estructura del ovario, especialmente la conexión entre la madre y el feto, para indicar el modo de suministro de nutrientes. El presente estudio proporciona conocimientos de referencia para futuras investigaciones sobre el mecanismo de suministro de nutrientes al embrión y una base teórica para el cultivo embrionario in vitro, la propagación artificial y la protección de los recursos de germoplasma.

viviparidad

Entre los animales, la viviparidad es el desarrollo del embrión dentro del cuerpo del progenitor. Se opone a la oviparidad, que es un modo de reproducción en el que las hembras ponen huevos en desarrollo que completan su desarrollo y eclosionan fuera de la madre[1].

Se han diferenciado cinco modos de reproducción en los animales[3] basados en las relaciones entre el cigoto y los padres. Los cinco incluyen dos modos no vivíparos: la ovuliparidad, con fecundación externa, y la oviparidad, con fecundación interna. En esta última, la hembra pone los cigotos en forma de huevos con un gran vitelo; esto ocurre en todas las aves, la mayoría de los reptiles y algunos peces[4]. Estos modos se distinguen de la viviparidad, que abarca todos los modos que dan lugar a un nacimiento vivo:

->  Palabras que empiecen con su

Al menos el transporte de nutrientes de la madre al embrión parece ser común a todas las especies vivíparas, pero las que tienen placentas completamente desarrolladas, como las que se encuentran en los Theria, algunos eslizones y algunos peces, pueden depender de la placenta para la transferencia de todos los nutrientes necesarios a la descendencia y para la eliminación de todos los desechos metabólicos también, una vez que se ha establecido completamente durante las primeras fases del embarazo. En estas especies, hay un contacto directo e íntimo entre el tejido materno y el embrionario, aunque también existe una barrera placentaria para controlar o prevenir el intercambio incontrolado y la transferencia de patógenos.

los portadores de vida

1, 18 = 17.28, P < 0.001). En las especies de taxones ovíparos, las proporciones medias de MDC con respecto a la masa seca de los neonatos oscilaron entre el 51% (D. acutus) y el 76% (X. piscator), con una media del 65%; en las especies de taxones vivíparos, las proporciones medias de MDC con respecto a la masa seca de los neonatos oscilaron entre el 67% (S. annularis) y el 92% (En. plumbea), con una media del 80% (Fig. 2). Las serpientes vivíparas recién nacidas tenían en promedio canales relativamente más grandes que las serpientes ovíparas recién nacidas (ANOVA filogenético; F

1, 18 = 8.99, P < 0.01). Las proporciones medias de FDM respecto a la masa seca de las crías oscilaron entre el 9% (R. T. lateralis) y el 18% (E. taeniura), con una media del 15%; las proporciones medias de FDM respecto a la masa seca de los neonatos oscilaron entre el 7% (En. plumbea) y el 27% (G. saxatilis), con una media del 16% (Fig. 2). Las serpientes vivíparas recién nacidas no difirieron de las serpientes ovíparas recién nacidas en el tamaño relativo de los cuerpos grasos (ANOVA filogenético: F

->  Vacunas para cachorros precios mexico

1, 18 = 0.25, P = 0.630). Las proporciones medias de la masa seca de las serpientes vivíparas en relación con la masa seca de las crías oscilaron entre el 12% (C. radiatus) y el 34% (D. acutus), con una media del 20%; las proporciones medias de la masa seca de las serpientes vivíparas en relación con la masa seca de los neonatos oscilaron entre el 1% (En. chinensis y En. plumbea) y el 16% (S. annularis), con una media del 5% (Fig. 2). Las serpientes vivíparas recién nacidas tenían en promedio yemas residuales relativamente más pequeñas que las serpientes ovíparas recién nacidas (ANOVA filogenético: F

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad