Como se lleva a cabo la polinizacion

wikipedia

La polinización es la transferencia de polen de una antera (parte masculina) de una planta al estigma (parte femenina) de una planta, permitiendo posteriormente la fecundación y la producción de semillas, la mayoría de las veces por un animal o por el viento[1] Los agentes polinizadores son animales como insectos, pájaros y murciélagos; el agua; el viento; e incluso las propias plantas, cuando la autopolinización se produce dentro de una flor cerrada. La polinización suele producirse dentro de una misma especie. Cuando la polinización se produce entre especies, puede producir una descendencia híbrida en la naturaleza y en los trabajos de fitomejoramiento.

En las angiospermas, después de que el grano de polen (gametofito) se haya posado en el estigma, germina y desarrolla un tubo polínico que crece por el estilo hasta llegar a un ovario. Sus dos gametos descienden por el tubo hasta el lugar donde se encuentra el gametofito o los gametos femeninos dentro del carpelo. Tras entrar en una célula del óvulo a través del micrópilo, un núcleo masculino se fusiona con los cuerpos polares para producir los tejidos del endospermo, mientras que el otro se fusiona con el óvulo para producir el embrión[2][3] De ahí el término «doble fecundación». Este proceso daría lugar a la producción de una semilla formada por tejidos nutritivos y por el embrión.

mosca

En las angiospermas, la polinización se define como la colocación o transferencia de polen de la antera al estigma de la misma flor o de otra. En las gimnospermas, la polinización consiste en la transferencia de polen del cono masculino al cono femenino. Tras la transferencia, el polen germina para formar el tubo polínico y el esperma para fecundar el óvulo. La polinización ha sido bien estudiada desde la época de Gregor Mendel. Mendel llevó a cabo con éxito la autopolinización y la polinización cruzada en guisantes de jardín mientras estudiaba cómo se transmitían las características de una generación a otra. Los cultivos actuales son el resultado de la mejora vegetal, que emplea la selección artificial para producir las variedades actuales. Un ejemplo de ello es el maíz actual, que es el resultado de años de mejora que comenzó con su ancestro, el teosinte. El teosinte que los antiguos mayas empezaron a cultivar tenía semillas diminutas, muy diferentes de las mazorcas relativamente gigantes de hoy. Curiosamente, aunque estas dos plantas parecen ser totalmente diferentes, la diferencia genética entre ellas es minúscula.

autopolinización

Las semillas sólo pueden producirse cuando el polen se transfiere entre flores de la misma especie. Una especie se define como una población de individuos capaces de cruzarse libremente entre sí pero que, debido a barreras geográficas, reproductivas o de otro tipo, no se cruzan con miembros de otras especies.

Esta avispa es un polinizador especializado en Penstemon, que es la flor que está visitando, o más bien durmiendo aquí. Foto del Dr. Jim Cane, Laboratorio de Biología y Sistemática de las Abejas del USDA ARS, Logan, Utah.

¿Cómo llega el polen de una flor a otra? Las flores deben contar con vectores para trasladar el polen. Estos vectores pueden ser el viento, el agua, los pájaros, los insectos, las mariposas, los murciélagos y otros animales que visitan las flores. Llamamos «polinizadores» a los animales o insectos que trasladan el polen de una planta a otra.

La polinización suele ser la consecuencia involuntaria de la actividad de un animal en una flor. El polinizador suele comer o recoger el polen por sus proteínas y otras características nutricionales o está sorbiendo el néctar de la flor cuando los granos de polen se adhieren al cuerpo del animal. Cuando el animal visita otra flor por el mismo motivo, el polen puede caer sobre el estigma de la flor y puede dar lugar a la reproducción con éxito de la misma.

escarabajos

Muchas flores son polinizadas sin la ayuda de animales (insectos, aves o mamíferos). Algunas son polinizadas porque las corrientes de viento o de agua actúan como vectores. Estas flores no suelen atraer a los polinizadores animales.

Las flores polinizadas por el viento pueden ser pequeñas, sin pétalos y sin colores, olores o néctar especiales. Estas plantas producen una enorme cantidad de pequeños granos de polen. Por esta razón, las plantas polinizadas por el viento pueden ser alergénicas, pero rara vez las plantas polinizadas por animales son alergénicas. Sus estigmas pueden ser grandes y con plumas para atrapar los granos de polen. Los insectos pueden visitarlas para recoger el polen, pero normalmente son polinizadores ineficaces y ejercen poca selección natural sobre las flores. Las flores anemófilas, o polinizadas por el viento, suelen ser pequeñas y discretas, y no poseen aroma ni producen néctar. Las anteras pueden producir un gran número de granos de polen, mientras que los estambres son generalmente largos y sobresalen de la flor. También hay ejemplos de flores ambófilas (polinizadas por dos clases diferentes de polinizadores) que son polinizadas tanto por el viento como por insectos.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad