Como se reproducen los musgos

¿cómo se reproducen los musgos asexualmente?

Un musgo es un miembro del filo de las plantas Bryophyta. Estas plantas, junto con las hepáticas (Hepatophyta) y los hornabeques (Anthocerophyta), carecen de sistemas vasculares bien desarrollados. Por su falta de un tipo distintivo de célula conductora -la traqueida- se denominan no traqueófitas.

El ciclo vital de un musgo, como el de todas las plantas, se caracteriza por una alternancia de generaciones. Una generación diploide, llamada esporofito, sigue a una generación haploide, llamada gametofito, que a su vez es seguida por la siguiente generación de esporofitos.

Los musgos verdes y «frondosos» de las orillas de los arroyos son gametofitos haploides. La generación diploide de la planta surge después de que un gametofito masculino y otro femenino se apareen y fusionen sus gametos haploides. El cigoto diploide resultante se convierte en el esporofito, una estructura alargada con un esporangio. Este esporofito es una nueva generación en el ciclo vital, pero el nuevo organismo nunca puede abandonar el gametofito, ya que depende de éste para obtener sus nutrientes.

Las hepáticas se reproducen…

Las briofitas son el grupo de plantas semilleras más antiguas de las primeras plantas terrestres. Las primeras briofitas (hepáticas) aparecieron probablemente en el período Ordovícico, hace unos 450 millones de años. Sin embargo, al carecer de lignina y otras estructuras resistentes, la formación de fósiles de briofitas es improbable y el registro fósil es pobre. Algunas esporas protegidas por la esporopolenina han sobrevivido y se atribuyen a los primeros briófitos. Sin embargo, en el periodo Silúrico, las plantas vasculares se habían extendido por los continentes. Este hecho convincente se utiliza como prueba de que las plantas no vasculares deben haber precedido al periodo Silúrico.

->  Explicacion del sistema solar

Más de 25.000 especies de briofitas se desarrollan en hábitats mayoritariamente húmedos, aunque algunas viven en desiertos. Constituyen la principal flora de entornos inhóspitos como la tundra, donde su pequeño tamaño y su tolerancia a la desecación ofrecen claras ventajas. Por lo general, carecen de lignina y no tienen traqueidas propiamente dichas (células del xilema especializadas en la conducción de agua). En su lugar, el agua y los nutrientes circulan dentro de células conductoras especializadas. Aunque el término «no traqueófita» es más preciso, las briofitas suelen denominarse plantas no vasculares.

Ciclo de vida del musgo

Las briofitas pueden reproducirse tanto sexual como vegetativamente. La reproducción sexual implica la mezcla de los genes de dos progenitores, con la posibilidad de producir nuevas plantas que difieren, genéticamente, de cada progenitor. En la reproducción vegetativa, no hay tal mezcla y cada nueva planta se deriva de una sola planta madre.

Esta página introductoria sirve como breve resumen de los puntos principales de la reproducción sexual y vegetativa en las briofitas. Hay discusiones mucho más largas sobre cada forma de reproducción y hay enlaces a esas discusiones en el texto siguiente. Además, hay una breve descripción de los métodos de dispersión cerca del final de esta página, pero, de nuevo, con un enlace a una descripción mucho más larga.

->  Como hacer un circuito

En la sección SEXUAL VS. VEGETATIVO encontrarás una discusión sobre los diferentes roles y fortalezas o debilidades de la reproducción sexual y vegetativa. Esa sección supone que has leído los relatos más detallados y no sólo esta página.

En las plantas con flores, las flores son esenciales en el ciclo de reproducción sexual, ya que el polen (los gametos masculinos) de una flor suele ser transportado a otra por algún organismo, normalmente el viento o los insectos. Una vez depositado el polen, fecundará los óvulos de la planta receptora. Las briofitas no tienen ni polen ni flores y dependen del agua para transportar los gametos masculinos (el esperma) a los gametos femeninos (los óvulos). Las cápsulas de esporas se producen después de que los espermatozoides hayan fecundado los óvulos. Por tanto, las esporas forman parte del ciclo reproductivo sexual.

La reproducción de las angiospermas…

Los musgos son pequeñas plantas no vasculares sin flores de la división taxonómica Bryophyta (/braɪˈɒf.ɪ.tə/,[3] /ˌbraɪ.əˈfaɪ.tə/) sensu stricto. Bryophyta (sensu lato, Schimp. 1879[4]) también puede referirse al grupo parental de las briofitas, que comprenden las hepáticas, los musgos y los hornabeques[5] Los musgos suelen formar densas matas verdes, a menudo en lugares húmedos o sombreados. Las plantas individuales suelen estar compuestas por hojas sencillas que suelen tener una sola célula de grosor, unidas a un tallo que puede estar ramificado o no y que sólo tiene una función limitada de conducción de agua y nutrientes. Aunque algunas especies tienen tejidos conductores, éstos suelen estar poco desarrollados y son estructuralmente diferentes de los tejidos similares que se encuentran en las plantas vasculares[6] Los musgos no tienen semillas y, tras la fecundación, desarrollan esporofitos con tallos no ramificados coronados por cápsulas individuales que contienen esporas. Suelen medir entre 0,2 y 10 cm de altura, aunque algunas especies son mucho más grandes. La Dawsonia, el musgo más alto del mundo, puede alcanzar los 50 cm de altura. Existen aproximadamente 12.000 especies[2].

->  Imagenes de la tercera ley de isaac newton
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad